Leche de amaranto - Mis recetas

El amaranto es un alimento mexicano, muy completo. Provee proteínas y minerales, así que es un gran aliado para "bajarle a la carne".

 


Lo puedes usar para empanizar, para hacer barritas, agregarlo a la granola o muesli. Comerlo con yogurt, de "topping" en helado y hasta para hacer croquetas de papa.

Antes de comenzar con la receta, te cuento que el amaranto que se consigue en las tiendas y en forma comercial, ya está listo para su consumo. Es el mismo amaranto que se usa para hacer "alegrías" y barritas. Así que no tienes que cocerlo porque está inflado.

Hago esta aclaración porque muchas de las recetas que he visto, dicen que hay que hervir el amaranto en agua para que esté cocido. 

¿Qué necesitas para hacer leche de amaranto?

- 3/4 taza de amaranto
- 1 litro de agua (fresca, filtrada)
- 1 pizca de sal

*Estos son los ingredientes básicos. Si quieres un poco de sabor o endulzar puedes agregar alguno de estos ingredientes:

- 3 dátiles
- vainilla
- canela
- miel 

¿Cómo se prepara?

- Pon el amaranto a remojar en el agua más o menos una hora. Escurre. 
- Licúa todos los ingredientes.

Se conserva de 2-3 días en el refrigerador.

*La puedes usar para smoothies, para cereal o para agregarla al café o té.